jueves, 26 de junio de 2008

Ahm...










"Hay porqués que no valen lo que cuestan"



Pero aún me queda curiosidad por preguntarle...



"¿Por qué?"